0

Oktubre
Patricio Rey y sus Redonditos de Ricota
(1986)
Por:

No existe una manera unívoca de definir un disco que vale la pena escuchar. Los hay que tienen cancaciones excelentes, con unas melodías o letras tan geniales que hacen olvidar cualquier carencia. Los hay que por el contrario están ejecutados de manera genial, y merece tu tiempo por el placer que supone escuchar esa guitarra, esa voz o esos detallitos instrumentales diseminados a lo largo del disco. Hay otros que por el contrario, más allá de sus carencias interpretativas o compositivas, son tan increíblemente personales que no vas a encontrar ningún otro disco que te entregue exactamente lo mismo. Y luego están los discos que cumplen las tres propiedades. Como Oktubre.

Épico pero sin resultar cargante o pomposo. Urbano y callejero, pero sin perder ni un solo segundo la sofisficación. Para escuchar en un concierto, completamente borracho y coreando sus temas como si la vida fuera en ello, pero también para aquellos momentos tranquilos en casa, en los que uno escucha música poniendo atención y deleitándose en cada pequeño rincón que forman las notas. Imaginar una Buenos Aires soviética con "Fuegos de octubre" mientras se babea con la guitarra de Skay. Preguntarse qué es el mercado del amor mientras uno queda himnotizado por los ruiditos endiablados que forman la base rítmica de "Motor-psico". Suspirar por las guapas gimnastas de América (con ayuda de la impecable voz del Indio Solari), no-soñar un Chernobyl sudamericano y hacerle el amor a un Drácula con tacones, en esta obra magna donde la esencia del rock barrial argentino copula sensualmente con el imaginario y la cultura pop del otro lado del telón de acero.

"Oktubre" es una experiencia, un ecosistema musical en sí mismo, que incluso me atrevería a aislar del resto de la discografía de la banda. Un estado independiente dentro del universo del rock. Estado, por supuesto, autoabastecido, fuera de la OTAN y en el que los hidrocarburos están nacionalizados.

También en Spazz:

Mis películas favoritas de la década 1980-1989, parte 2
La excelencia del Rock barroco. Con ornamentaciones muy elaboradas, formas vocales/instrumentals combinadas, Nueva Complejidad y un tipo de homofonía singular
Un recorrido por mis películas favoritas en lo que va del siglo
Las Universidades y Escuelas son lugares recurrentes del entretenimiento moderno.
¡Califica este artículo!
Average: 5 (1 vote)