Las 4 Canciones de Beady Eye
Por:

s imposible escribir sobre Beady Eye sin mencionar a Oasis ya que, como suele pasar con las grandes agrupaciones después de una ruptura, se mantiene entre los fans la esperanza de que tarde o temprano vuelvan a juntarse. También hay cierta tensión, ¿los logros de la nueva pandilla de Liam Gallagher pueden suponer la muerte definitiva de la relación musical con su hermano? Esa pregunta se encuentra en el aire junto a un recelo permanente. Pareciera que Beady Eye, desde su surgimiento, debía cargar con el peso de ser considerada una agrupación de emergencia, o para decirlo de otra forma: un pequeño capricho en lo que surge una reconciliación Gallagheriana.

No obstante, este nuevo conjunto está adquiriendo más y más seriedad conforme pasan los días. Un sitio web bien diseñado que se expande por las redes sociales, sumado a la inversión que se ha hecho en la imagen y videos del grupo han cambiado el panorama. Liam y compañía parecer tomarse esto en serio, y lejos de tratarse de un proyecto vacacional empiezan a aparecer pistas de que la intención es permanecer por un largo periodo en el ambiente.

Mención aparte merecen los cuatro temas que se han dado a conocer hasta ahora en la página oficial de la banda, los cuales levantan optimismo sobre lo que llegará el próximo 28 de febrero con Different gear, still speeding.

“Bring The Light” fue la primera de la que tuvimos noticias. En un principio se percibió como un adelanto decepcionante, uno que quizás estaba más concentrado en alejarse del sonido clásico de Oasis que de aportar algo genuinamente valioso. De a poco ha ido ganando adeptos, que al final han conseguido emparejar los cartones, dejándolo al final como un esfuerzo que cumple pese a su repetición, con el mérito agregado de tratarse de algo que, bien o mal, es  inesperado.

Cuidado con la trampa; si usted piensa que recurrir a un cover de manera temprana es una manifestación de falta de ideas, tendrá que pensártelo dos veces cuando escuche la versión original de “Sons of the Stage” un agradable y tranquilo tema de World of Twist al que Beady Eye agregó alcohol y cafeína.  Basta escuchar el órgano del principio para levantar cualquier expectativa. A diferencia de “Bring The Light” en esta, los integrantes se perciben desfogados, lo cual llama la atención tratándose de una composición ajena.

Creo que no me equivoco al decir que “Four Letter Word” es lo que todos estábamos esperando. Hipnótica, guitarrera y con la voz de Liam escurridiza y rasposa tal como en los mejores tiempos. El gran mérito está en cómo el cuarteto, cuyos integrantes se aproximan a los 40 años, suenan maduros y vitales al mismo tiempo, sin caer en los excesos a los que son propensas las bandas mayores que intentar disimular el paso del tiempo .

Tarde o temprano las raíces iban a asomarse. Para Liam es imposible ocultar cómo la influencia de la música de The Beatles, y John Lennon en particular, acompaña cada uno de sus pasos. Al igual que en aquellos prolongados pestañeos a los que estamos acostumbrados desde los tiempos de Definitely Maybe, el mancuniano logra que las reminiscencias (en este caso “Instant Karma!”) sean revaloradas, sin que esto demerita la obra derivada que también emociona.

_

Alerta roja para quienes esperen a Oasis en el corto plazo. Parece que esto va para largo. Y aunque esto hubiera parecido traumático hace unos meses, estas nuevas canciones hacen menos dolorosa la agonía. Por otro lado, Noel Gallagher es un hombre sabio que sabrá esperar el momento adecuado para recordar quién, a pesar de todo, sigue siendo el jefe.

También en Spazz:

Habiendo redefinido el mundo de la música a partir de sus primeros dos discos, decidió bajar un cambio para su tercer disco, componiendo canciones más sobrias que los monstruos sónicos experimentales de sus primeros trabajos
El genio de Piazzolla consiste en que fue capaz de transmitir a los oyentes la carga semántica que cada una de esas palabras tiene (violencia, tristeza, libertad, etc.), a la vez que transporta al oyente a un suburbio de la vieja Buenos Aires
Un disco que invita a ser escuchado, a familiarizarse con él, y buscar en él tu rincón seguro, aquel en el que refugiarte cuando todo lo demás falla
Cualquier canción de Coming Up podría haber sido el single y le aseguro a cualquiera aunque sea un pequeño éxito.
¡Califica este artículo!
No votes yet