7

Introducing Sparks
Sparks
Por:

En la extensa discografía del grupo liderado por los hermanos Ron y Russell Mael hay muchos álbumes que han sido infravalorados incluso por los defensores más acerrimos de esta verdadera banda de culto que ya ha estado en actividad en algo así como 6 décadas diferentes. Hacer pop posmoderno y absurdista durante 40 años no debe ser fácil, pero de todas formas los hermanos se las ingeniaron para reinventarse constantemente sin perder su idiosincracia. Luego de su período en Inglaterra y de la edición del también injustamente ignorado Big Beat, los Mael comenzaron a grabar Introducing Sparks, un humilde álbum que suele ser considerado como uno de los peores de la primera época de la banda, y que aún hoy es dificil de conseguir, lo que definitivamente lo condenó al olvido.

Sin embargo, Introducing Sparks está lejos de ser la decepción que uno imaginaría basandose en su reputación. El problema es que hay un mayor énfasis en un sonido relajado con bastantes armonías vocales claramente inspirado por los Beach Boys, que resulta en copias sin mucha gracia como "Over The Summer" y "Girls On The Brain" o canciones insipidas como "I'm Not", que están lejos del mejor material del grupo. Los hermanos no lograron combinar este sonido de forma efectiva con su estilo, y esto se nota principalmente en las letras algo intrascendentes y las composiciones poco atractivas. Pero piezas como la repetitiva "Occupation" o la grandilocuente "Forever Young" son relativamente buenas y mantienen la esencia Sparks, aún sin ser clásicos.

Hay dos canciones particularmente destacables que hacen que, en mi opinión, el álbum merezca ser escuchado. En primer lugar tenemos a la curiosa "Goofing Off", una especie de bizarra danza griega con una excelente melodía vocal y un buen solo de guitarra que no tiene nada que envidiarle a los mejores clásicos del grupo. Y por otro lado, "Those Mysteries" es una balada muy curiosa (y por momentos graciosa) que demuestra el talento de los hermanos para escribir letras ingeniosas - en este caso sobre un niño que molesta con todo tipo de preguntas a su padre (que no sabe como sacarselo de encima), cerrando el álbum de forma sorprendente.

Introducing Sparks está claramente por debajo de sus antecesores. Sin embargo, la recepción que ha tenido ha sido algo injusta para un álbum que no llega a ser ofensivo. Si bien los Mael no tenían muchas ideas en ese momento, el material es lo suficientemente bueno como para que los fans de la banda encuentren momentos con el sello característico de la banda.

Año: 
1977
País: 
Estados Unidos

También en Spazz:

Oasis consiguen en su álbum debut un sonido lleno de personalidad
Mientras a mis compañeros les estaba resultando una revelación, el disco del año, Radiohead volviendo a sorprendernos, a mi, lo que estaba escuchando me dejaba tibio, aburrido.
Estos chicos no dejan de ser unos barceloneses que grabaron este disco en los años ochenta, y posiblemente por alguna razón u otra, habrán escuchado las tendencias de aquel momento hasta que les han resultado normales, naturales y asimilables
Etiquetas: 
¡Califica este artículo!
No votes yet