Rock progresivo
King Crimson llega con este disco, por fin, a pulir su sonido, a dominar su estética retorcida y esquizoide y concretar todo su potencial en una de las experiencias más cinemáticas que nos ha dejado el rock
Es entrar a un universo, un sonido que sigue sonando único e irrepetible a pesar de su distancia temporal. Es el paso del hard rock a otro nivel, un nivel de complejidad inimaginado.
El caos de instrumentos, la versatilidad que cada uno de ellos tiene, las variaciones de las interrelaciones que cada uno de éstos demuestran, hacen que este disco sea una experiencia única
Un disco impresionista, innovador, sensacional, poderoso. Una obra maestra de los 80’s
Reescuchando Selling England By The Pound me doy cuenta de que no hay álbum que sea tan perfecto, tan grandioso
Quizá Close to the Edge sea un disco a descubrir en la juventud musical y dejar que te destroce el cerebro y se instale allí